Un ángel

Nuestra amiga Gaviota nos ha invitado a participar en un juego, se trata de escribir un pequeño relato y publicarlo en su blog: Gaviotas con amor.

Las personas que participen, además de publicar el relato, deben elegir a seis compañeros para que hagan lo  mismo. El mejor texto se llevará el premio honorifico: El Corazón de Chocolate.

En mi caso, nuestro querido amigo Jesús, me animó a entrar en el concurso.

Invito a participar a:

Lilith

Edwin Colon

Rubén García

María

Manuela Della

Salvela

Aquí va mi pequeño texto.

Gracias y suerte a todos.

Un ángel

Maldecía mi suerte, por los años perdidos; arrastrando  los pies en la arena, en el último refugio del mundo.  Y apareciste con tu rostro de ángel, con las estrellas adornando nuestro amor prohibido y el sonido de las olas cantando al ritmo de tus manos que acariciaban mis mejillas.

Una lágrima inundó mi rostro. Me consolarás con un beso; un instante mágico, que cambiará toda mi existencia y con esta llegaba la esperanza que me llenará de vida y una sonrisa que aún conservo en los labios.

Fue ayer que nos despidiéramos; sellando nuestro amor con un juramento que volviéramos a encontrarnos, cuando la vida lo permita. Nos dejamos libres; porque el amor es libertad, como aquellas olas, como la brisa del mar, como las gaviotas del puerto, como cuando vuelas en el firmamento mientras te observo.

Y yo una simple mortal; seguiré evocando ese beso sublime, en este lugar que guardo en el alma,  como un templo de nuestro amor en libertad.

 روتزه

To the night

Click para escuchar la melodía